De esos polvos, vienen estos lodos – Nines Maestro

La noti­cia de que IU y PCE no pagan los cré­di­tos obte­ni­dos en la recién inter­ve­ni­da Caja Sur des­de hace una déca­da[1] trae a la memo­ria hechos que deben ser recor­da­dos.

Rosa Agui­lar fue alcal­de­sa de Cór­do­ba en toda esa épo­ca y quién obtu­vo los cré­di­tos. ¿A cam­bio de qué obtie­nen orga­ni­za­cio­nes supues­ta­men­te de izquier­das (PCE e IU) cré­di­tos en con­di­cio­nes tan favo­ra­bles de una Caja pro­pie­dad de lo más reac­cio­na­rio de la Igle­sia?

Más de diez años des­pués, hay que recor­dar que a fina­les de 1999 y tras un nue­vo infar­to de Julio Angui­ta, Fru­tos, Víc­tor Rios y Alon­so Puer­ta fue­ron a la UVI a pedir­le la dimi­sión como Coor­di­na­dor Gene­ral. Esta­ba ya coci­na­do el Pac­to pre-elec­to­ral con el PSOE para las elec­cio­nes del 2000 que mate­ria­li­za­ron Fru­tos y Almu­nia.

Los cré­di­tos soli­ci­ta­dos a Caja Sur (en con­di­cio­nes muy bene­fi­cio­sas como se ha vis­to) se jus­ti­fi­ca­ron por­que los pre­cla­ros diri­gen­tes de la mayo­ría de IU pre­veían una gran vic­to­ria elec­to­ral, ade­más de los sus­tan­cio­sos bene­fi­cios de un gobierno con el PSOE. El resul­ta­do es bien cono­ci­do, IU per­dió la mitad de sus votos, y el PP obtu­vo mayo­ría abso­lu­ta.

Pero una cosa eran las absur­das expec­ta­ti­vas de IU, que se enfan­ga­ba una vez más en el mis­mo "Jun­tos pode­mos" del PCE de San­tia­go Carri­llo en 1982, y que sigue repi­tien­do obse­si­va­men­te a pesar de los cada vez más demo­le­do­res fra­ca­sos (de 21 a 1 dipu­tado), y otra es saber por qué la dere­cha de la dere­cha de la igle­sia cató­li­ca finan­cia­ba a "los comu­nis­tas".

Mis­te­rio mis­te­rio­so. O no tan­to. Qui­zás la expli­ca­ción haya que bus­car­la en la bru­tal espe­cu­la­ción urba­nís­ti­ca de Cór­do­ba, aus­pi­cia­da por el Ayun­ta­mien­to de la mano del "poce­ro" cor­do­bés, Rafael Gómez, apo­da­do San­do­kan.

Con el refe­ri­do San­do­kan, Rosa Agui­lar – como alcal­de­sa de Cór­do­ba – par­ti­ci­pó en pro­ce­sio­nes pasean­do en andas a san­tos patro­nes, cada uno a un lado de la ima­gen. No que­da­ba ya ni ras­tro de la dig­ni­dad con que Julio Angui­ta, alcal­de de Cór­do­ba, le recor­da­ba a la auto­ri­dad ecle­siás­ti­ca ante un con­flic­to de com­pe­ten­cias sobre la Mez­qui­ta: "yo soy su alcal­de, pero usted no es mi obis­po". Otros ras­tros sí que van que­dan­do a pesar de que quien los deja tras de sí, y tras des­ta­par­se el caso Mala­ya y la impli­ca­ción direc­ta de su ami­go, el san­do­kán cor­do­bés, haya bus­ca­do más tran­qui­li­za­do­res refu­gios de la mano del PSOE, en la Jun­ta de Anda­lu­cía, ¡como Con­se­je­ra de Obras Públi­cas!.

En el año 2.000 comen­zó el prin­ci­pio del fin de una IU que no deja de cami­nar hacia su liqui­da­ción como refe­ren­te de la izquier­da. Pero algo nue­vo, tam­bién enton­ces, comen­za­ba a sur­gir.

Hace 10 años, en mayo del año 2000, y tras el pac­to elec­to­ral Fru­tos-Almu­nia que liqui­da­ba cual­quier ves­ti­gio de las bases fun­da­men­ta­les de la polí­ti­ca ori­gi­na­ria de IU, se publi­có el "Docu­men­to de los 13 pun­tos " que iden­ti­fi­ca­ba a la orga­ni­za­ción esta­tal, enton­ces corrien­te inter­na de IU, que daría lugar a Corrien­te Roja. El cita­do docu­men­to empe­za­ba afir­man­do la razón de ser de IU no podía ser otra que la cons­truc­ción de la alter­na­ti­va al sis­te­ma, toman­do al socia­lis­mo como refe­ren­tre de eman­ci­pa­ción social y demo­cra­cia ple­na. http://​www​.corrien​te​ro​ja​.net/​s​p​i​p​.​p​h​p​?​a​r​t​i​c​l​e​114

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Leave a comment

Iruzkina idatzi / Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: