La denuncia por la tragedia de Bangladesh recorrió el centro comercial de Iruñea 2 años después

Más de 1.100 per­so­nas falle­cie­ron en la fábri­ca tex­til que pro­du­cía ropa para impor­tan­tes mar­cas occi­den­ta­les, las cua­les no han asu­mi­do sus res­pon­sa­bi­li­da­des por las depo­ra­bles con­di­cio­nes labo­ra­les que impo­nen a la cla­se tra­ba­ja­do­ra de ese y otros paí­ses. Una mani­fes­ta­ción seña­ló esas mar­cas en las calles de Iru­ñea.
ban.jpgLa mar­cha de denun­cia fina­li­zó ante El Cor­te Inglés.

Dos años des­pués del hun­di­mien­to de la fábri­ca tex­til Rana Pla­za en Ban­gla­desh en el que murie­ron 1.134 per­so­nas y hubo más de 2.500 heri­dos, la denun­cia de las res­pon­sa­bi­li­da­des de algu­nas empre­sas occi­den­ta­les reco­rrió ayer las calles de Iru­ñea. "Fue la cró­ni­ca de un desas­tre anun­cia­do", denun­cia­ban ayer ante el Cor­te Ingles en la capi­tal nava­rra. "La visión de las eti­que­tas de cono­ci­das y mar­cas de ropa jun­to con cadá­ve­res y escom­bros, sacu­dió las con­cien­cias de un mun­do que sigue ponien­do en el cen­tro la pro­duc­ción y la ren­ta­bi­li­dad eco­nó­mi­ca y la vida en los már­ge­nes, jun­to a esas eti­que­tas".
Sin embar­go, pocas de esas empre­sas asu­mie­ron su res­pon­sa­bi­li­dad por lo ocu­rri­do, y la mayo­ría tam­po­co adqui­rió com­pro­mi­so alguno para la repa­ra­ción de los daños. Las con­di­cio­nes que impo­nen las gran­des indus­trias tex­ti­les a los y las tra­ba­ja­do­ras en estos paí­ses son depo­ra­bles.
Des­de que ocu­rrió el acci­den­te poco o nada ha cam­bia­do. "La des­lo­ca­li­za­ción de pues­tos de tra­ba­jo y de per­so­nas tra­ba­ja­do­ras con­ti­núa impa­ra­ble como con­se­cuen­cia de unas polí­ti­cas que sólo res­pon­den fren­te a sus amos los mer­ca­dos", dicen des­de Los Mar­tes al Sol, con­vo­can­tes de la pro­tes­ta.
Tan sólo 7 de las 27 empre­sas occi­den­ta­les que ope­ra­ban en el Rana Pla­za se han com­pro­me­ti­do en asu­mir res­pon­sa­bi­li­da­des y el Fon­do de Com­pen­sa­ción que ges­tio­na la OIT solo había reuni­do 15 de los 40 millo­nes de dóla­res nece­sa­rios para indem­ni­zar a las fami­lias.
Por otro lado, lo ocu­rri­do en Rana Pla­za y los años de luchas y pro­tes­tas, die­ron dos fru­tos: el Acuer­do sobre segu­ri­dad en la cons­truc­ción de edi­fi­cios y sis­te­mas con­tra incen­dios, el lla­ma­do Acuer­do Ban­gla­desh, de carác­ter vin­cu­lan­te y el aumen­to de sala­rio míni­mo de 30 a 50 euros men­sua­les. Pero el aumen­to de ins­pec­cio­nes, de sala­rios, las esca­sas indem­ni­za­cio­nes y las res­pon­sa­bi­li­da­des socia­les cor­po­ra­ti­vas "son sólo par­ches para poder seguir pro­du­cien­do de esta mane­ra tan atroz" a ojos de las orga­ni­za­cio­nes sin­di­ca­les y socia­les, "para poder seguir sus­ten­tan­do un sis­te­ma que obe­de­ce a dic­ta­dos eco­nó­mi­cos que nada entien­den de las nece­si­da­des bási­cas de las per­so­nas".
Lotu­rak:
>> Fotos de la pro­tes­ta

Artikulua gustoko al duzu? / ¿Te ha gustado este artículo?

Share on facebook
Share on Facebook
Share on twitter
Share on Twitter

Leave a comment

Iruzkina idatzi / Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: